AjedrezND no se hace responsable de los escritos que van firmados por terceras personas, y solo asume como propios los que aparecen sin firmar o con la firma de AjedrezND

¿Qué pretende la FEDA con sus medidas para el ajedrez femenino?

Los comienzos de la actual FEDA fueron esperanzadores: se introdujeron criterios democráticos para la clasificación para las pruebas oficiales internacionales, se hizo a través de unos baremos públicos y objetivos. La designación del capitán resultó de la votación de las integrantes de la selección olímpica, aumentaron los apoyos para disputar competiciones internacionales, se hizo alguna concentración y se normalizó el envío de jugadoras a los campeonatos europeos y mundiales de edades.

Los resultados de esta época son más que satisfactorios: En el campeonato de Europa por equipos de Batumi 1999 se luchó en la última ronda en el segundo tablero por medalla, tras ganar a Rusia y empatar con Georgia. En León 2001 y en las Olimpiadas de Estambul 2000 nuestra selección junto a su entrenador Sergio Estremera ha ganado a equipos como Bosnia o Hungría y empatado con Rumania, Alemania, Bulgaria, Holanda... es decir se había convertido en resultado normal puntuar eficazmente contra países considerados potencias en al ajedrez femenino.

Individualmente Mónica Calzetta ganó el Zonal de Saint Vincent 1999, Patricia Llaneza medalla de Bronce en las Olimpiadas de Bled 2002, Nieves García premio a la mejor partida del europeo de León 2001...

La repercusión mediática que merecen estas actuaciones tendría que ser amplificada desde la FEDA, que debería orquestar una campaña positiva de promoción de sus jugadores a través de un responsable de prensa. Esto parece indispensable para abrir las puertas a futuros patrocinadores. No olvidemos además de la importancia del factor psicológico en nuestro deporte, sentir el apoyo de nuestra federación, periodistas y como consecuencia de la afición anima a rendir más.

Muy al contrario, la FEDA ha sido la primera en menospreciar estos resultados al decir que el ajedrez femenino no funcionaba: ¿Comparado con qué?

A finales del 2001 se produce un gran desencuentro entre las jugadoras y la FEDA Ésta ejecuta unas medidas de reforma del ajedrez femenino ampliamente rechazadas por las jugadoras (ver carta). Unas medidas amparadas en una interpretación (¿intencionadamente?) equivocada sobre una recomendación del Defensor del Pueblo y que suponían la drástica supresión de los campeonatos de España femeninos, decisión que se tomo sin consultar a ninguna de las partes interesadas: ni jugadoras ni técnicos. Tampoco entonces sentimos el respaldo ante nuestra oposición a dichas medidas de nuestros supuestos representantes de jugadores en la comisión delegada de la FEDA.

Las consecuencias de estas medidas son:

- El malestar de las jugadoras por la supresión de los campeonatos de España femeninos cuando resulta evidente que la única intención era el ahorro de los premios en metálico y en plazas. - La polémica que ha suscitado la propia FEDA sobre el ajedrez femenino, y que no ha hecho otra cosa que restarnos oportunidades, casi nos obliga a defendernos por nuestra propia condición de jugadoras ante los medios de comunicación. Mientras, en Francia, Alemania o Rusia el ajedrez femenino no sólo recibe un creciente apoyo, sino que forma parte de la mejor imagen de sus federaciones. - En el Campeonato por equipos de Europa en León se produjo algo impensable en cualquier otra nación: no se aprovechó el derecho a incluir un segundo equipo femenino. - Se han suprimido las concentraciones de la selección nacional. - La intermitencia en el envío de jugadoras a las pruebas internacionales de edades, actualmente se están disputando los Campeonato de Europa sin representación española. - En el próximo campeonato de selecciones europeas de Bulgaria y a pesar del rechazo expreso de por lo menos dos de las tres jugadoras del equipo, se ha procedido al nombramiento de un nuevo capitán. No es admisible que la única respuesta de la FEDA sea que nuestra opinión no vale nada.

Se recibe como un insulto a nuestra inteligencia que cada vez que se discuten estos asuntos con el Sr. Ochoa diga que todo se hace por nuestro bien.

Últimamente su actitud tan activa en supresiones y cambios negativos está mal compensada con una pasividad exasperante para la creación de interesantes expectativas para el ajedrez español: su actividad mengua sin cesar.

Obviamente tanto atropello no debe ser el espíritu de unas "medidas para la no-discriminación femenina en el ajedrez". La finalidad de las últimas actuaciones federativas sólo puede ser la deslegitimación, desánimo y supresión de la comunidad ajedrecística femenina.

Reclamamos a la FEDA un cambio de actitud hacia nuestro colectivo y que tengamos verdadera voz en las decisiones que nos afecten.

En esta España de los pantalones 

lleva la voz el macho; 

mas si un negocio importa 

lo resuelven las faldas a escobazos.

Proverbio de Antonio Machado

Firman esta carta:

Mónica Calzetta Ruiz 

Yudania Hernández Estévez 

Patricia Llaneza Vega 

Mónica Vilar López

Cierto es que duele ver el cambio sufrido en la FEDA, pasar de organizar un torneo pre-olímpico, de prometer la promoción del ajedrez femenino a quitarlo "por decreto" , ha sido algo que nunca entenderé, dio igual que estuviéramos en contra, alguien pensaba que la medida clave para mejorar el nivel del femenino era suprimir el campeonato de España, campeonato que ha servido para sacar las mejores jugadoras que ha tenido el ajedrez español, todas las que conocemos fueron al de España y trabajaban todo el año para conseguir hacerse un hueco en los torneos internacionales. 

El ajedrez femenino no ha sido tratado como se merece, sólo se me ocurre para justificar tal cambio de mentalidad en la FEDA el ahorro económico que ésto ha conllevado y creo que és una razón muy pobre. 

Beatriz Alfonso

AjedrezND ha tenido acceso a la carta que la FEDA ha enviado a las jugadoras que firmaron la carta de protesta que encabeza esta página y que nos fue remitida para su publicación. Aunque esta no nos ha sido remitida para su publicación, creemos que por su interés y para conocer los diferentes puntos de vista de la polémica era necesario publicarla.

Dña. Mónica Calzetta 

Dña. Yudania Hernández 

Dña. Patricia Llaneza 

Dña. Mónica Vilar

Madrid, 8 de octubre de 2003

Estimadas señoras:

Acusamos recibo de su carta en la que critican algunas de las medidas que la FEDA ha tomado en los últimos tiempos de cara a la mejora del nivel del ajedrez femenino en nuestro país.

Como cuestión previa, indicarles que aceptamos y agradecemos todas las críticas. En este caso se ha considerado que debíamos responder su carta y darles a Uds. las explicaciones oportunas, pero les rogamos que interpreten nuestra respuesta como tal. No quisiéramos transmitir, en ningún caso, que estamos en desacuerdo con su derecho a la libertad de expresión.

Aunque, como saben, la FEDA no responde generalmente a opiniones publicadas en páginas Web, en este caso haremos una excepción, con la intención de puntualizar lo más claramente posible nuestra postura y sin ninguna intención de entrar en una dinámica de réplicas y contrarréplicas

No creemos que su posición pueda tratarse de un problema de principios, ya que no es discutible en absoluto la igualdad intelectual entre hombres y mujeres.

Tal vez se trate de un problema, a nuestro entender, de ciertos inconvenientes creados a unas pocas jugadoras que podían optar a determinados premios en el Campeonato de España Femenino y, posiblemente, algún entrenador. En todo caso, no se les han restado oportunidades deportivas, sino que se han mejorado.

No queremos ahora reiterar los argumentos, tanto de principios como deportivos que nos llevaron a tomar decisiones que ya fueron suficientemente explicadas mediante distintos escritos que dirigimos a nuestra Asamblea General, pero sí nos gustaría hacer algunas precisiones.

A nivel de la dirección deportiva de la FEDA se consideró en su momento que había un estancamiento en cuanto al ajedrez femenino en España, valorando que lo importante es subir el nivel del conjunto y apostando por unos cambios que deberían conducir, en un plazo de algunos años, a que un grupo amplio de jugadoras superen la clasificación de las mejores jugadoras españolas, que están en torno al puesto 13.000 del ranking mundial en la actualidad . Estas medidas, cuyo fruto como es lógico tardará algún tiempo en apreciarse, han tenido como figura principal la supresión de las pruebas femeninas, diferenciadas como tales, integrándolas con las masculinas pero manteniendo el mismo número de jugadoras invitadas.

La FEDA atendió no sólo a razones deportivas - las más importantes -, sino también a una requisitoria del Defensor del Pueblo en ese sentido, (vinculante, además, según nuestros asesores), y a una corriente de opinión que no entendía cómo las mujeres tenían competiciones separadas en ajedrez al no ser un deporte basado en la potencia física. Esta medida ha sido aplicada en muchas autonomías españolas, en la mayoría de los casos en los campeonatos de menores de 20 años. Así se ha podido ver en una Federación tan importante como la catalana, cuando en categoría sub.-12 la campeona absoluta es una chica, que no habría podido demostrarlo si las competiciones hubieran sido separadas.

En otros países de cultura occidental, es cada vez mayor el movimiento en contra de la discriminación por sexos en el Ajedrez, fundamentalmente en cuanto a competir separadamente. Otra cosa es la Federación Internacional, que debe atender, lógicamente, a países (y culturas) muy distintos del nuestro y, por tanto, no se puede ni plantear, por el momento, unificar la competición a nivel internacional. En consecuencia, independientemente de nuestra opinión al respecto, la FEDA seguirá participando en todas las pruebas femeninas internacionales que correspondan, sin perjuicio de intervenir en categoría mixta con chicas, en función de la edad y de las circunstancias.

En su carta hacen alusión a algunos buenos resultados individuales conseguidos en estos años y de los que todos nos enorgullecemos. Sin embargo el nivel de nuestro ajedrez femenino no se marca por algunas actuaciones individuales buenas, sino por el nivel general y por sus resultados globales; de nada vale puntuar contra países de una cierta fuerza si después se pierde con otros de mucha menor entidad. Por otra parte, los resultados globales del ajedrez femenino español se han estancado, en contraste por ejemplo con los del ajedrez juvenil, que cada año está rebajando la edad de los jugadores que consiguen las normas y el título de Maestro Internacional.

En la integración del campeonato femenino en el absoluto no han influido razones económicas. Todo lo contrario, pues el coste para la organización es ahora mayor, ya que los campeonatos nacionales absolutos se realizan en hoteles generalmente de mejor categoría que los que antaño se utilizaban para las pruebas femeninas.

Si el problema son los premios en metálico, por una parte ya se han aumentado en el absoluto y el abierto, con lo que se consigue que el reparto de este dinero sea por méritos estrictamente deportivos.

Por otra parte, la FEDA ha concedido recientemente ayudas por importe global de 4.800,00 euros a las mejores clasificadas del ranking español, como estímulo. Y, por último, por sugerencia de algunas jugadoras, y con el apoyo de los representantes de los jugadores en la Comisión Delegada, se han mantenido los títulos de Campeona de España con el único fin de que no se pierdan las becas o ayudas que les proporcionan en distintas Autonomías.

También nos gustaría destacar que el año 2002, además de unificar las competiciones, se aumentaron las ayudas económicas al ajedrez femenino. Aparte de otras jugadoras beneficiadas, en lo referente a las firmantes de la carta enviada a la FEDA, (y a diversas webs), la FEDA invirtió el año 2002, 10.871 euros en ayudas a Mónica Calzetta, Yudania Hernández y Patricia Llaneza, además de las ayudas que recibieron por ir a la Olimpiada de Bled.

Concretamente se gastaron 3.327 € en pagarles los gastos a estas tres jugadoras para que acudieran a Olomuc (R. Checa) a un torneo no oficial, 4.844 € en pagarles los gastos en el campeonato abierto europeo y 2.700 € (900 € a cada una) como ayuda de la FEDA directa. Además la FEDA pagó un importante suplemento económico para que estuvieran en habitaciones individuales en la Olimpiada de Bled. Este año se van a gastar cantidades similares.

En definitiva, si bien entendemos y lamentamos que pueda haber existido algún perjuicio económico para alguien en particular, consideramos que hemos cumplido con nuestra obligación dotando de más premios y ayudas al Ajedrez español en general. En el caso del ajedrez femenino en particular, el dinero que percibían en metálico un grupo reducido de jugadoras, en concepto de premios, lo hemos reconvertido (aumentando la cantidad) en financiación de estancias y viajes, etc., con el fin de que participen en un mayor número de torneos de elevada categoría, manteniendo lo que se pagaba a los entrenadores y capitanes de la Selección Española Femenina.

Concretando y precisando, con todo respeto a su opinión, algunas de sus afirmaciones:

"El malestar de las jugadoras por la supresión de los Campeonatos de España femeninos cuando resulta evidente que la única intención era el ahorro de los premios en metálico y en plazas".

Además de lo ya expuesto antes, no es cierto que la única intención sea un ahorro económico, de hecho es más caro para la organización hacerlo así. Por otra parte, quisiéramos manifestar que no nos consta que el malestar al que aluden sea generalizado, sino todo lo contrario, e incluso alguna de las firmantes de su carta se ha pronunciado anteriormente en favor de la integración del ajedrez femenino y el masculino.

"La polémica que ha suscitado la propia FEDA sobre el ajedrez femenino, y que no ha hecho otra cosa que restarnos oportunidades, casi nos obliga a defendernos por nuestra propia condición de jugadoras ante los medios de comunicación. Mientras, en Francia, Alemania o Rusia el ajedrez femenino no sólo recibe un creciente apoyo, sino que forma parte de la mejor imagen de sus federaciones".

No somos conscientes de haber restado oportunidades a nadie, todo lo contrario, pues en estos dos últimos años se han aumentado las ayudas a jugadoras para que participen en torneos, siendo la mayoría de las firmantes de su escrito las principales beneficiarias. Todas las medidas que se toman, tanto en este caso como en los demás, tienen como objetivo sumar oportunidades para todos los jugadores.

En su escrito se comparan con países como Francia o Rusia. Es cierto que en términos económicos las jugadoras españolas (unas de las mejores pagadas del mundo cuando compiten con el equipo nacional) están en ese sentido al mismo nivel. Sin embargo, no se puede pretender que así ocurra en lo tocante a la repercusión de sus resultados en los medios de comunicación, o a la imagen que aportan a su Federación, cuando en Rusia si hablamos por ejemplo de sus mejores jugadoras, una es la 3ª y otra la 11 ª del ranking mundial femenino o en Francia 6ª y 34ª del mundo respectivamente.

Si hablamos de ranking absoluto la mejor rusa es con 2502 puntos de elo la 605 del mundo y en Francia, con 2489 puntos, la 750 del mundo. La mejor española con 2244 es la 12.926 del ranking mundial.

En cambio, por la información, que nos consta, de otras federaciones europeas, España es la segunda selección mejor pagada.

"En el Campeonato por equipos de Europa en León se produjo algo impensable en cualquier otra nación: no se aprovechó el derecho a incluir un segundo equipo femenino".

Como ustedes bien saben esto se debió a una circunstancia de última hora absolutamente impensable. Cuando se cerró la inscripción el número de equipos femeninos inscritos era par. No se permitía reglamentariamente la presencia de un segundo equipo femenino español. Apenas un par de días antes del inicio de la prueba se produjo la sorpresiva renuncia de nada menos que Rusia (aunque parezca increíble), que no participó, dejando impares los equipos ya que no hubo tiempo de reacción para mandar un segundo equipo español.

"Se han suprimido las concentraciones de la selección nacional."

En este punto tienen razón pues este año no se ha realizado ninguna concentración de la selección. Sin embargo sí se han hecho para jugadores/jugadoras jóvenes por los que la FEDA apuesta fuertemente pues entiende que son el necesario relevo generacional. De todos modos, no se trata de una decisión estratégica y nuestra intención es recuperar y aumentar las concentraciones, especialmente con las Selecciones que nos vayan a representar en la próxima Olimpiada en Baleares

"La intermitencia en el envío de jugadoras a las pruebas internacionales de edades, actualmente se están disputando los Campeonato de Europa sin representación española".

España manda representación a todas las pruebas oficiales de la FIDE y la inmensa mayoría de las de la ECU (Unión Europea). Excepcionalmente no se acude si el país que acoge la prueba no ofrece garantías de seguridad especialmente si son pruebas de jóvenes o niños.

En este caso se refieren a una prueba de la ECU que se ha disputado en Budva (Montenegro), antigua Yugoslavia.

Por la dificultad del viaje hasta esa ciudad y por la relativa inseguridad de estos territorios no se ha considerado oportuno mandar niños (tanto categoría absoluta como femenina) a esta competición y en este país.

Sin embargo, el presupuesto no utilizado allí se ha reinvertido en mandar una delegación más numerosa de niños a los campeonatos mundiales (FIDE) que se disputarán en Grecia.

También, en compensación se participará en el nuevo Campeonato de la CEE.

"En el próximo campeonato de selecciones europeas de Bulgaria y a pesar del rechazo expreso de por lo menos dos de las tres jugadoras del equipo, se ha procedido al nombramiento de un nuevo capitán. No es admisible que la única respuesta de la FEDA sea que nuestra opinión no vale nada".

El próximo año se organizará en España la Olimpiada de Ajedrez. Es interés de la FEDA acudir a esa cita en las mejores condiciones posibles y por ello no se ha reparado en contratar a un Gran Maestro, Roberto Cifuentes, número 10 del ranking español y con uno de los mejores curriculums mundiales y experiencia en ajedrez femenino. Cifuentes ha sido capitán/entrenador del equipo femenino de Holanda en cuatro olimpiadas:

Moscú, Rusia, 1994; - Yerevan, Armenia, 1996; - Elista, Kalmikia, 1998 (4to. Lugar),Estambul, Turquía, 2000 (6to. Lugar)

Y además entrenador de la excampeona mundial femenina GM Zsuzsa Polgar (1994/95) y de la campeona holandesa, GM Peng Zhaoqin (1997/2001).

Entendemos que hemos contratado a uno de los mejores entrenadores del mundo y muy buen conocedor de la elite europea con la que nos vamos a enfrentar. Ha sido una gran sorpresa para nosotros el rechazo mostrado por ustedes hacia él.

La verdad es que estábamos seguros de que sería muy bien acogido, puesto que muchas selecciones europeas desearían contar con él. Se trata de una gran oportunidad y estamos seguros que se notará su buen hacer.

Nuestra obligación es buscar objetivamente lo mejor para la Selección Española, y así lo hemos hecho. Comprendemos que toda decisión de cambio puede afectar personalmente a alguien y tratamos de evitarlo en lo posible, pero no por ello podemos inhibirnos de nuestras responsabilidades.

Tenemos la absoluta seguridad que la Selección Femenina Española le prestará su total colaboración, sin reservas.

Aunque sería preferible no hacer referencias personales, queremos mencionar expresamente a Sergio Estremera:

Ha colaborado con la FEDA en distintas áreas y responsabilidades y goza de nuestra absoluta confianza. Estamos seguros que podemos contar con él en un futuro inmediato, pues deportivamente se nos plantean grandes retos el próximo año.

Para concluir y atendiendo al título de su carta: "¿Qué pretende la FEDA con sus medidas para el ajedrez femenino?" , creemos que ha quedado claro en nuestra explicación anterior y en las dadas en su momento:

Partiendo del principio de no-discriminación, se pretende que el ajedrez femenino suba de nivel, se recupere de un estancamiento de muchos años y que esté a la altura lo antes posible de lo que es el nivel ajedrecístico general de nuestro país. Para ello se han tomado las medidas ya comentadas.

También se pretende que España compita en las Olimpiadas con su mejor equipo tanto en hombres como en mujeres y para ello se pondrán los medios adecuados, como oportunamente se informará, y cuya primera medida ha sido contratar a un entrenador de elite mundial en lo que a conocimiento del ajedrez femenino se refiere.

Cordialmente,

Ramón Padullés Argerich 

Secretario General

Quiero con esta carta comentar ciertos aspectos que me parecen ciertamente graciosos de la carta anteriormente enviada por las señoritas Mónica Calzetta, Patricia Llaneza, Yudania Hernández y Mónica Vilar.

Cito textualmente de su escrito: "Los comienzos de la actual FEDA fueron esperanzadores: se introdujeron criterios democráticos para la clasificación para las pruebas oficiales internacionales, se hizo a través de unos baremos públicos y objetivos."

Llamar criterios democráticos, baremos públicos y objetivos a las famosas listas de Jesús de la Villa es ciertamente jocoso. Hay veces que para descifrarlas es necesario una bola de cristal o bien la hoja de cálculo excel. ¿Me pueden explicar que tiene de objetivo dar por ejemplo en la primera lista que se hizo 40 puntos a la señorita Silvia Timón por quedar campeona de España y 150 puntos a varias señoritas por ser simplemente menores de 16 años? Por favor que alguien me lo explique porque todavía no he conseguido comprenderlo.

Tampoco consigo entender como es posible que en la última lista para ir a la última olimpiada Nieves García se quede fuera porque milagrosamente las que había por delante de ella tenían 100 puntos añadidos a su elo, y por tanto la pasaban. Sin esos 100 puntos Nieves era la primera en cambio con los mismos sumados se quedaba fuera si no ganaba el campeonato de España absoluto abierto. ¿De donde vienen esos 100 puntos? ¿Qué criterio se ha aplicado? Se ve que eso de ser 10 veces campeona de España no tiene mucho valor.

Respecto a la clasificación para las pruebas internacionales también hay mucho que decir al respecto. Por ejemplo en el campeonato de España femenino de 1999 celebrado en Vera, se dieron unos criterios para la clasificación para el europeo de Batumi (Georgia) que da pena verlos. Porque no me explica señorita Calzetta dichos criterios tan objetivos. Si no recuerdo mal el primero decía: " Si una jugadora se hubiera clasificado para la fase final del campeonato del mundo estaría clasificada automáticamente para el equipo nacional que iría al europeo". Hablaba hipotéticamente el criterio cuando usted se encontraba clasificada para dicha fase, con antelación a que se publicaran los mismos. Ya veo porque en aquella época le parecía maravillosa la gestión de la FEDA en cuanto al ajedrez femenino se refiere. Por no hablar del lamentable comportamiento con la señorita Mayte Pérez Muñiz que quedando 3ª en dicho campeonato no fue al europeo porque no tenía elo FIDE.

También en el siguiente campeonato de Europa individual fue usted como representante de España cuando Silvia Timon era la actual campeona de España y se enteraba estupefacta por el teletexto de su casa que se estaba celebrando dicha prueba internacional.

Continuo con otro párrafo que ustedes escriben: "La designación del capitán resultó de la votación de las integrantes de la selección olímpica"

Dicha elección no fue justa ni democrática, puesto que nada más se propusieron 2 candidatos, de los cuales no se facilitó ni tan siquiera su currículo deportivo. Además no es usted señorita Calzetta precisamente muy objetiva al respecto. Como jugadora me gustaría que el capitán del equipo nacional femenino, además de tener un curriculum deportivo interesante, fuese totalmente objetivo y no se crease ningún conflicto de intereses. Porque puestas a elegir entonces cada jugadora que tuviera novio ya tenía el candidato ideal. Creo que la vida personal de cada uno debe mantenerse al margen de intereses profesionales o renunciar a los mismos, si no se pueden desempeñar con la suficiente objetividad y honradez.

Hablan también de la supresión de los campeonatos de España femeninos. Conozco a Patricia Llaneza desde que yo tenía 13 años y ella 14 y esos ya son unos cuantos. Patricia siempre ha rechazado el ajedrez femenino sistemáticamente, rehusando incluso recoger premios femeninos en opens. Ahora de repente a Patricia le parece mal que se eliminen los torneos femeninos cuando lo ha defendido a capa y espada durante toda su vida. ¿O es que es más sencillo rechazar premios cuando se trata de 30 euros en lugar de cuando son 1000 euros del femenino?

A Patricia también le parecía maravillosa la gestión de la FEDA cuando entre copa y copa, en 1 botellón organizado en un femenino el señor Ochoa que estaba allí para dar ejemplo de vida social le ofrecía ser vocal en la asamblea de la FEDA. Claro está que eso de 1 viajecito a Madrid de vez en cuando y un dinerillo de dieta cuando uno es estudiante nunca viene mal. ¿verdad Patricia?

¿Cuándo has defendido Patricia los intereses de las jugadoras en la Asamblea? No moviste un dedo en la misma cuando ocurrian barbaridades con tus compañeras.

¿Con que derecho se erigen en hablar por las jugadoras cuando siempre han mantenido una aptitud distante y elitista hacia el resto de compañeras?

Me sorprende también que firme el escrito como defensora de la causa justa la señorita Mónica Vilar, que lleva varios años que a penas juega torneos y casi no conoce a las jugadoras jóvenes que juegan. Claro cuando una se tiene que pagar de su bolsillo los torneos empieza a jugar la misma cantidad que el resto de jugadoras es decir lo que puede permitirse. Con pólvora de rey se tira maravillosamente.

Lo que si me sorprende muchísimo es que haya firmado el escrito Yudania Hernández. Puesto que Yudania siempre se ha mantenido al margen de cuestiones extradeportivas, nunca ha resultado beneficiada injustamente y jamás se ha aprovechado. Yudania siempre ha mantenido una aptitud muy correcta por donde ha ido.

La gestión de la FEDA no es que sea mala ahora, lo ha sido siempre. Lo que pasa es que ahora es cuando vosotras 3: las 2 Monicas y Patricia, lo habéis sufrido en vuestras propias carnes. Siempre habéis aplicado la ley del embudo y cuando eramos las demás las que lo pasábamos mal no os importaba y la gestión era maravillosa siempre y cuando se os invitase a los torneos y se os diera todo.

Aun recuerdo estupefacta, como se presento en el campeonato de España femenino del año 2001 el chico que trabaja en la secretaria de la FEDA, Javier, para exigirnos que la rival que jugase con Mónica Calzetta la esperase hasta que la señorita llegase de jugar un open en Andorra. Estábamos todas allí menos ella, y Javier fue expresamente a Almería para recordarnos que llegara a la hora que llegara, su rival fuese quien fuese debería esperarla. Julia Codina, que era su rival, tuvo suerte y Mónica llegó a la hora. Menos mal porque si no la pobre Julia se come la cena jugando.

¿Que queja pueden tener ustedes 3 cuando han tenido más invitaciones que cualquier gran maestro de 2550? Cuantos de nuestros grandes maestros han sido invitados a jugar torneos fuera de nuestra fronteras en Italia (valle de Aosta), cerrados en la republica checa..., y multitud de los mismos en todo el territorio nacional. Los demás no se, pero por la parte que me toca ya hubiera querido David haber jugado todos esos torneos.

Nieves García por ejemplo, ha sido 10 veces campeona de España y jamás ha ido a jugar un torneo a Cuba. ¿Cuántos ha jugado usted señora Calzetta? La pobre Nieves que es la mejor jugadora de nuestro país, le pese a quien le pese, un año por ejemplo la única ayuda que percibió para jugar un torneo fue porque un niño sub-14 renunció a ir y entonces ella que estaba de reserva pudo jugar el open. Que gran suerte que el cambio de opinión del niño le permitió a nuestra máxima gloria nacional jugar un open. ¿Cuántas invitaciones a torneos les ha procurado a ustedes 3 la FEDA?

Nieves también tuvo que jugar 8 partidas con negras en la olimpiada de Estambul. No fue a jugar era la hormiga trabajadora del equipo, en pocas palabras la sufridora del 1 2 3.

No hay peor mentira en esta vida que una verdad a medias. Ustedes se quejan ahora porque de repente se les ha cerrado el grifo. No les preocupa el ajedrez femenino tan solo su propio egoísmo.

Podríamos hablar también de Sabrina Vega. Sabrina a parte de ser una excepcional persona es una de las máximas promesas del ajedrez femenino nacional. Y esto es así no porque la FEDA le haya costeado nada sino porque tiene un padre maravilloso, Pepe Vega, que se preocupa muchísimo por su hija y económicamente puede permitirse lo mejor para ella. Si algún día llega a ser una figura no tendrá que agradecerle nada a nadie excepto a sus padres.

Podríamos también hablar de la excepcional Mónica Grau. Mónica tiene un talento para el ajedrez inconmensurable, sin embargo cuando lo estaba pasando mal nadie de la federación se preocupó por ella.

Por no hablar del abandono del ajedrez de la extraordinaria Maria Luisa Cuevas, niña prodigio del ajedrez femenino español. Con la marcha del ajedrez de Cuevas hemos perdido uno de nuestros más valiosos estandartes.

Hay multitud de jugadoras que podrían nombrar que hartas de que se las machaque han ido poco a poco dejando de jugar, o simplemente juegan un par de veces al año: Lutgarda González, Nuria Masip, Maria de los Santos, Azahara Rodríguez., Inmaculada Hernando, Paloma Gutierrez ... y así una larga lista de jugadoras que no tenemos la más mínima ayuda y que hacemos lo que podemos.

¿Cuándo os habéis preocupado vosotras privilegiadas por las demás pobres habitantes del planeta tierra?

Yo os responderé, nunca.

Espero que por lo menos ahora, os sirva de catarsis personal y seáis un poco más humanas con las desgracias ajenas. Y por favor que alguien haga algo por el ajedrez femenino porque algunas llevamos años pegándonos golpes contra un muro de hormigón, llamado Javier Ochoa.

Fdo. Elisabeth Gutiérrez Núñez

 

 

 

 

  

  


 

1